top of page
  • Foto del escritorTGCQ

Monotributo: el Presupuesto 2023 fija un fuerte aumento en el aporte a las obras sociales

El dictamen que se aprobó esta semana del proyecto de Presupuesto 2023 introduce un aumento en el aporte de las categorías más altas del Monotributo con destino a las obras sociales.


El fundamento es que con los costos en alza, el aporte actual de $ 1.775,18, una suma fija para todas las categorías, resulta insuficiente para financiar la cobertura de salud de los monotributistas que abonan los tres componentes del sistema (impuesto, obra social y jubilación).


Por esa razón, buena parte de las obras sociales pone trabas en la atención o en la afiliación de los monotributistas, aunque las normas marcan que “el beneficiario monotributista, al momento de acreditarse ante la AFIP puede elegir libremente una de las obras sociales dispuestas en la nómina de la Superintendencia de Servicios de Salud” y debe recibir todas las prestaciones del sistema (PMO- Programa Médico Obligatorio).


Mientras el aporte de jubilación e impuesto es un monto creciente en función de las categorías, el aporte a la obra social es una suma fija de $ 1.775,18 mensuales. En cambio, a igual ingreso, por ejemplo, los trabajadores en relación de dependencia aportan a la obra social mucho más y es una suma variable ascendente. Es del 9% del salario bruto entre el aporte del trabajador y la contribución el empleador.


Los monotributistas con sus aportes al día suman 1,9 millón de personas, de acuerdo al último dato oficial, concentrados –más del 70%- en las categorías más bajas (A,B,C) que no se verían afectados por el aumento de la cuota de salud. Esas categorías pueden tener una facturación (Ingresos Brutos) de hasta $ 1.557.443 anuales.


El proyecto, con dictamen favorable en la Comisión de Presupuesto y Hacienda de Diputados, eleva el aporte social con destino a la obra social desde los actuales $ 1.775,18 de la siguiente manera: la Categoría D pasa a $ 3.638,26; la E sube a $ 4.452,02; la F, a $ 5.145,02; la G, a $ 5.512,52; la H, a $ 6.615,02; la I asciende a $ 8.190,03; la J, a $ 9.166,53 y, finalmente, la K pasará a costar $ 10.505,29.


A diferencia del resto del proyecto de Presupuesto que entraría a regir en 2023, el articulo 118 referido al Monotributo plantea que esos importes entrarían a regir “a partir del primer día del mes siguiente al de la publicación de la presente ley”.


De aquí se desprende que esos aumentos tendrían vigencia al margen de la actualización de los importes de todas las categorías que se ajustan una vez por año sobre la base del índice de movilidad previsional del año anterior.


Fuente: Clarín



12 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page